Año VI         CURSO 2015/2016                   Departamento de Dibujo
Una de las obras más conocidas de Van Gogh;
LOS GIRASOLES

Por Irene Kana Geniz y Elena Ortega Bermejo. 4º A

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

  En las décadas de finales del siglo XIX, el impresionismo marcó el inicio de una profunda renovación de las artes plásticas que continuaría en la sucesión y corrientes del arte contemporáneo. Algunos de los mejores maestros de este periodo, sin embargo, no pueden ser encasillados en ninguna escuela, y abrieron por sí solos nuevos caminos; entre ellos, el holandés Van Gogh.

Encarnación del artista torturado e incomprendido, Van Gogh no llegó a vender más que uno de aquellos centenares de cuadros suyos, que actualmente alcanza desorbitadas cotizaciones en la subasta.

El reconocimiento de su obra uno esperó hasta un año después de su muerte, a raíz de una exposición reorganizada por el Salón de los independientes; en nuestros días, Van Gogh es considerado uno de los grandes genios de la pintura moderna.
Su producción ejerció una influencia en todo el arte del siglo XX especialmente en el fauvismo y el expresionismo; y tras más de un siglo de experimentos artísticos, la pincelada tosca y atormentada del artista holandés conserva toda su fascinante fuerza expresiva.

Los girasoles pintados en 1888 y con un tamaño de 93x72 cm es una de las obras más conocidas del pintor nacido en los Países Bajos. En realidad este es uno de los cuadros de una serie de tres lienzos donde se muestran otros dos jarrones con 12 girasoles y 15 girasoles se encuentran en el Museo Neve Pinakothek de Múnich, el segundo de 12 girasoles se encuentra en el Museo de Arte de Filadelfia, Estados Unidos y finalmente el de los 15 girasoles que está expuesto en la National Gallery de Londres.

Hay piezas de arte que van sin rumbo, a través de galerías alrededor del mundo que son sinónimos con los nombres y las técnicas y los artistas que los crean. Las varias pinturas de los girasoles de Vicent Van Gogh son ejemplos perfectos no solo puede hacer una conexión mental entre el nombre del artista y las pinturas, pero también entre el artista y su influencia en el desarrollo del arte. Las pinturas de los girasoles han sido duplicadas muchas veces por varios artistas y expuestas en todas partes; de las casas a las exposiciones de arte.

Cuando uno mira a estas pinturas, empieza a notar la visión que parece a fluir de una pieza a la otra. Los colores son muy vibrantes y expresan emociones que son asociadas con la vida de los girasoles: de amarillos brillantes en las flores a morenos áridos de mustio y muerte; todas las etapas son presentadas. Quizás estas técnicas sea lo que atrae a alguien a la pintura; el cumplimiento de mirar a todos los ángulos y de uno en uno, llega más profundo a un entendimiento de cómo son conectados todas las cosas vivientes.

Los girasoles pintados en 1888 y con un tamaño de 93x72 cm es una de las obras más conocidas del pintor nacido en los Países Bajos. En realidad este es uno de los cuadros de una serie de tres lienzos donde se muestran otros dos jarrones con 12 girasoles y 15 girasoles se encuentran en el Museo Neve Pinakothek de Múnich, el segundo de 12 girasoles se encuentra en el Museo de Arte de Filadelfia, Estados Unidos y finalmente el de los 15 girasoles que está expuesto en la National Gallery de Londres.

Hay piezas de arte que van sin rumbo, a través de galerías alrededor del mundo que son sinónimos con los nombres y las técnicas y los artistas que los crean. Las varias pinturas de los girasoles de Vicent Van Gogh son ejemplos perfectos no solo puede hacer una conexión mental entre el nombre del artista y las pinturas, pero también entre el artista y su influencia en el desarrollo del arte. Las pinturas de los girasoles han sido duplicadas muchas veces por varios artistas y expuestas en todas partes; de las casas a las exposiciones de arte.

Cuando uno mira a estas pinturas, empieza a notar la visión que parece a fluir de una pieza a la otra. Los colores son muy vibrantes y expresan emociones que son asociadas con la vida de los girasoles: de amarillos brillantes en las flores a morenos áridos de mustio y muerte; todas las etapas son presentadas. Quizás estas técnicas sea lo que atrae a alguien a la pintura; el cumplimiento de mirar a todos los ángulos y de uno en uno, llega más profundo a un entendimiento de cómo son conectados todas las cosas vivientes.

Para saber más:

Wikipedia

ArteHistoria

Biografías y vidas

Youtube

Arte, la guía 2000